Lluvia de arañas!

Y yo sin paraguas…

 

La escasez de predadores naturales de una especie de araña y la abundancia de comida está causando un fenómeno curioso en Santo Antônio da Platina, estado de Paraná. En una zona rural poco poblada, lindante a una ruta secundaria, miles de arañas de la especie Anelosimus eximius, también conocido como tejedoras-oscuras, tejieron sus telas entre los cables y postes de electricidad.

El curioso fenómeno fue registrado por Érick Reis, que el pasado domingo 3 de febrero estaba registrando una boda noto la inusual cantidad de arañas y realizó un video de 4 minutos. El video, bautizada como la “lluvia de arañas”, convirtió al joven en una celebridad: “nunca vi algo parecido”, dice.

El viernes 8 enviados de la Gazeta do Povo fueron al lugar y encontraron a las arañas protegidas en los árboles. El profesor de biología de la Universidad Estatal del Norte de Paraná (UENP), Luiz Carlos da Silva Pontes, explica que estas criaturas encontraron el ambiente perfecto para reproducirse y desarrollarse sin predadores naturales, como pequeñas aves y murciélagos. El investigador realizó un estudio el año pasado en la región que registró un aumento de la población de arañas debido a la desaparición de los árboles frutales que dieron paso a las pasturas. Estos árboles eran el hábitat de murciélagos, principales depredadores de las arañas.

A ver quién se anima a cantar bajo esta lluvia!

Silva explica que normalmente son las hembras las que tejen las telas, muy resistentes y similares a hilos de seda. Sin embargo, en esta época del año es el período de reproducción de este tipo de araña y los machos comienzan a tejer tambien para impresionar a las hembras. La competencia termina formando una intrincada red de hilos que se extienden entre árboles, postes y cables de luz que cubre decenas de metros cuadrados. Por la tarde, las arañas abandonan la protección de los árboles para alimentarse de los insectos atrapados.

El biólogo advirtió que aunque no son particularmente agresivas, conviene mantener distancia. La picadura de estas arañas puede causar irritación y malestar en los adultos sanos, pero en los niños menores de cuatro años, el veneno puede causar complicaciones e incluso shock anafiláctico.

El agricultor Teodoro Renato Corsini fue picado y también su hijo, un niño de cuatro años que tuvo que recibir atención médica y aún así sufrió durante días espasmos y convulsiones. “He notado la presencia de estas arañas en varios lugares, especialmente cerca de las pasturas”, dice.

Fuente: Gazeta do Povo (Trad. Maximiliano Brina)

Anuncios

Publicado el 11/02/2013 en Fotografía. Añade a favoritos el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s